doble trampa al desnudo; -hez NO somos tontos!!!

16 Sep

DlsB.

Posteo esta artìculo pleno de optimismo y buenas razones porque hacen falta, considero, distintos puntos de vista.  Un aire de autoestima sopla desde el blog de este escritor e historiador Eduardo Casanova. Esto NO nos quita el ponderar muy bien las razones que el aduce para romperle la agenda al usurpador en el exterior; confirmando que sus mentiras son eso y sòlo eso: mentiras. El autor llama la huìda hacia delante, “bien pensadas”. Son pensadas (sono delle pensate). Y si estàn bien pensadas, podremos, es màs, estamos pudiendo a que las nuestras sean mejor pensadas. Las verdades fluyen y entre ellas debemos poder negar a ultranza que NO somos los que desestabilizaremos el paìs. Quizà sea lo contrario, el alma de alto civismo que abunda todavìa en Venezuela es el neto rechazo de tan evidentes mecanismos de proyecciòn que llevan a Arlequino a decir la verdad mintiendo, K.G.Jung dixit, con el perdòn de la comparaciòn, de Arlechino. “Elemental, Watson, elemental”.  En el extranjero podemos dar la talla de esta batalla demostrando por doquier que el dividuo sòlo logra hablar de sì mismo, culpando a otros. Devela sus planes de agresiòn al pueblo. Ademàs, las estrategias de campa#a electoral que usarà son ya resabidas, y por aquello que “guerra avisada NO mata soldado”.  

Demostremos las antinomias que el “la cual aceptò” y revocado [artìculo 75 Constituciòn en el RR hubo+ votos que los que lo eligieron], monta a manera de, para NOsotros, pésima soap opera.

Espero pueda suscitar interés,

Blanca Briceno

<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<

¿A qué se debe que el teniente coronel Chávez Frías haya anunciado a gritos que grupos de oposición van a tratar de incendiar el país denunciando un fraude electoral inmediatamente después del 26 de septiembre? ¿Por qué amenaza con “reaccionar contra cualquier intento de desestabilización”? Sus palabras no pueden dejar duda alguna: “”No se equivoquen burgueses yo he oído por ahí exclamaciones de que ’si nosotros no ganamos el día de las elecciones, entonces vendrá la marcha sin retorno’, bueno atrévanse pues, atrévanse se los estoy diciendo, el Chávez pendejo quedó atrás”. Nos está amenazando con el “coco” del fraude en un golpe de efecto bidireccional o, si se quiere, diseñado para tener dos efectos: para desalentar a los tibios y para morigerar la reacción internacional ante el fraude que prepara. Para desalentar a los tibios, asegurándoles que va a haber fraude y, por lo tanto, no tiene sentido salir a votar. Y para morigerar los efectos del fraude anunciándole al mundo que la Oposición va a hacer lo que tiene que hacer cuando descubra que lo hubo, con lo que pretende disminuir el efecto de la protesta y facilitar a quienes, por intereses creados, no quieren que haya cambio en Venezuela, la minimización de lo que pueda ocurrir. Ambos efectos están bien pensados. Es cierto que mucha gente tiene dudas y piensa que votar es casi inútil, porque el CNE está dominado por el chavismo, y no sólo van a hacer trampas, sino que ya las hicieron mediante la doble, triple, cuádruple y hasta quíntuple cedulación de chavistas, que así multiplicarán sus votos sin ningún problema. Pero se olvidan los que aconsejaron al teniente coronel de algunos factores: un altísimo porcentaje de esos multicedulados es colombiano, y buena parte de ellos se alejó del chavismo por el enfrentamiento de Chávez con Colombia, y entre los no colombianos hay un porcentaje inmenso que, como el país, dejó de ser chavista y no va a favorecer a los candidatos del PSUV el 26 de septiembre, de modo que el fraude, si lo hay, no va a ser lo suficientemente fuerte como para impedir la derrota del oficialismo. Y es obvio que a mucha gente, sobre todo en el extranjero, se le puede haber sembrado la duda en cuanto a la validez del grito de fraude que vendrá si el que hacen es demasiado notorio, pero se les olvida que con una participación masiva de electores –y todo indica que la habrá– se les va a hacer dificilísimo lograr la trampa, y mucho más si la oposición logra, como lo está haciendo, organizarse bien para cuidar sus votos. Ambas situaciones, la participación masiva y el cuido eficiente de los votos, son efecto de la unidad democrática, que significa el fin del intento de golpe lento que están tratando de llevar a cabo los chavistas. La democracia venezolana, que se anunció en 1936, nació en 1945, se enfermó de gravedad en 1948, se curó en 1958 y volvió a enfermarse en 1998, va a recuperar su salud el 26 de septiembre de 2010, y va a curarse del todo en el 2012. Eso es algo que tiene enfermos de gravedad a los fascistas venezolanos, los del PSUV y sus amigotes que usan la violencia para tratar de amedrentar a los demócratas. Pero no se dan cuenta de que el efecto es el contrario, porque la unidad es la mejor vacuna contra los pichones de Hitler y Stalin, que van a terminar como bufones tristes, invocando entre malos olores a un Bolívar que se ríe de ellos desde su tumba profanada.

http://literanova.eduardocasanova.com/index.php/2010/09/16/el-coco-del-fraude#c3817

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: